jueves, 10 de enero de 2013

JORGE MARTÍNEZ MEJÍA: LA PIEDRITA DE LA INÚTIL POESÍA










LA PIEDRITA DE LA INÚTIL POESÍA




Ya soy otro. Por un momento pensé que sería eterno, sin extremos ni cansancio. Sin reconocerme, otra vez voy por la calle y la estupidez de la vida o de la muerte me lleva a la pudrición de un sueño. Veo la hierba despellejada, los niños calcinados, el arte antiguo, tan atroz, y la puta que recoge sus versos de la acera. A tientas me guío como un leproso hermoso, sin bandera, con el esqueleto apretado y el corazón de amuleto. En mí pesan demasiadas horas tiradas al carajo, demasiado tributo a la delicia. De estos zapatos que me pongo y me quito cada día, sólo recuerdo  la fragilidad de la calle, y la piedrita de la inútil poesía.







No hay comentarios:

Publicar un comentario