miércoles, 21 de septiembre de 2016

Puto país




Imagen de Félix Gonfaus: Borrachos desheredados








Por Jorge Martínez Mejía




Vos no venís de chinos ni de hippies ni de hindúes ni de precipitadas portaviandas madrileñas; ni de greñas viejas, ni de golpes en la nuca, ni de blandos occipucios y débiles espinas dorsales.

Puto país, no venís de ahí. No venís.

No te busqués en bellos naranjales rojos, ni en parras de abundantes tomates, ni en las encendidas mechas de los uvales.

Vos sos un puto país de manos anchas, de encallecidas mujeres y chamuscadas orillas de nadie.

Nadie te quiere, ni la desorbitada niña que juega, sin cabeza, con su muñeca de trapo.

Ni el mismo maíz, ni la chatarra que arrastrás como un harapo.

Sos un puto país para los cerdos, para el aguacero muerto. Ni los cuarenta y cinco mil kilómetros de viento que te arrancan cada vez que quieren de tu sillita y vas patrás, patrás, patrás, hasta caerte.

Todo te desangra las lágrimas.


Ni el control remoto de la estúpida poesía se detiene a mirar tu inútil boca fría, muerta, brutalmente asesinada y huérfana.












































.................

No hay comentarios:

Publicar un comentario